La Vuelta al Gráfico está en RANKIA

3/11/2011

Invierta como Buffett


Invierta como Buffett. Invierta como Soros. Hágase rico en tan solo una semana. Títulos recurrentes de libros y de charlas, absolutamente vacías. ¿Cómo ganar dos millones de dólares? Es fácil batir al mercado. Mentiras para ingenuos. El tocomocho versión Wall Street. Trileros con corbata.

Al final consiguen que uno piense que los mercados financieros son un juego. ¡Si esto es como un casino! Sí, lo es. Pero en este casino sin lucecitas de neón, los VIPS ganan a la banca. A costa de los que piensan que es un casino.
Es el único casino del mundo en el que podemos poner la probabilidad a nuestro favor, y decidimos que no es necesaria la estadística. ¿Por qué pensar que la probabilidad de que en un dado salga un 1 o un 2 o un 3 o un 4 es de 4/6? La probabilidad al final es del ½: que salga o que no salga. Si al final se acierta un 50% de las veces. Cierto, pero acierto no es igual a beneficio. Exactamente igual que fallo no es igual a pérdida… salvo que siga pensando que esto es un casino, en ese caso acierto y fallo es igual a pérdida. ¿Y beneficio para la banca? Por supuesto. Y para el VIP.

Sí, invierta como Buffett. Aprenda a invertir como Peter Lynch. Como Jim Rogers. Siga las extraordinarias frases que daba (pero que no siguió) Livermore. Siga los emergentes como Mobius. Pero no olvide que para eso su cuenta debe ser como la de ellos.
Sí. Invierta como Kostolany. Así, cuando no obtenga los resultados que espera, le puede echar la culpa a otro: “pierdo un 70% de mi cartera, pero es que yo invierto como García Paramés.” Igualito.

Y si no es capaz de invertir como otro, no se preocupe. Siga a tal analista. Yo sigo a este otro. Yo sigo al de esa radio, que me hace mucha gracia. Yo al de ese blog tan técnico. Yo sigo al que sale por la tele gritando y gesticulando. “Sigo”. Presente simple de seguir: Ir después o detrás de alguien. ¿De verdad pensamos que en los mercados podemos ir detrás de alguien? El que llega primero se queda la pelota. Y el último pierde lo suyo y lo de todos sus compañeros. ¡Esa necesidad de comparar a los analistas con adivinos! Así cuando no obtenga los resultados que espera, le puede echar la culpa a otro. Si es que ese dijo que había fuerte compra. Es que está claro que la quinta onda debe ser alcista.

Haga cursos. Pero no de universidades, ni de instituciones o traders fiables. Qué sabrán ellos. Vaya a cursos de esa gente que dice que lleva operando toda la vida, pero nadie les ha visto jamás poner una operación. Esa gente que le abrirá la mente en el curso y le contarán que hay dos escuelas de análisis, cinco puntos en la teoría de Dow y que la tendencia es tu amiga. Esa gente que sigue jugando a los adivinos diciendo que los índices estarán mañana en tal nivel, pero que de riesgo, poco habla. Así cuando no obtenga los resultados que espera, le puede echar la culpa a otro.

Lea libros. Pero por supuesto aquellos que le enseñen a invertir como otro. No tener ideas propias favorece al VIP. Creer que las tiene, le favorece aún más.

Si admite una idea (que no un consejo, los consejos siempre valen dinero): si piensa así, invierta como Malkiel. El mercado no es eficiente, pero para usted, con esas ideas, sí lo es. Será más feliz indexándose, dormirá mejor y si el mercado lo hace mal: pues mal de muchos.

Pero si admite un consejo, y por este no cobro, hágase un favor a usted y a su cuenta: invierta como usted mismo. Aprenda de los grandes, pero no pretenda ser como ellos. ¿Quién sabe? Podría ser incluso mejor. Lea libros, lea informes, vaya a cursos, escuche a los analistas, pero no pierda el espíritu crítico, mantenga la duda como parte de su método. No se crea nunca el más listo, pero tenga claro que no es el tonto. No quiera ser como los demás y disfrute de usted. Cáigase bien, al final tendrá que estar con usted mismo toda la vida, y no vale la pena ser infeliz por cosas materiales: no hay tiempo.

No se preocupe por el juego: disfrute de él.

2 comentarios:

Topsao dijo...

Es un buen consejo. Invertir como Buffet es facil si eres Buffet, porque cualquier cosa que compres subirá, pero los demás no tenemos ese poder.

Jean Pook dijo...

Este post, creo que va de lo contrario

Publicar un comentario