La Vuelta al Gráfico está en RANKIA

1/19/2016

Es hora de pensar en probabilidades en nuestra inversión

Los grandes de la inversión saben que no son los más listos de la clase, ¿te suena eso de que por muy listo que seas siempre hay alguien mejor que tú?, pues imagínate en el mundo de la inversión y los mercados financieros. Una de las claves es asumir que te vas a equivocar muchas veces, pero asumiendo lo anterior, los inversores de éxito saben que no tienen que acertar demasiado para ganar, simplemente acertar en la inversión correcta, podríamos decir, su gran apuesta en el momento idóneo.


Si lo llevamos a términos puramente estadísticos lo podríamos llamar el valor esperado, es decir, el valor medio ponderado de una distribución de posibles resultados ( precio de la acción por la probabilidad de que se materialice).




El concepto anterior es de sobra conocido por los grandes del juego, quienes son conscientes de que están jugando a un juego de suma negativa contra la banca, es decir, describe la situación en la que el total de ganadores y perdedores es menor que cero. Conociendo esto, en sus grandes apuestas pueden incrementar las probabilidades de ganar (el valor esperado) cuando hacen la apuesta correcta. No es solamente el hecho de apostar cuando las probabilidades están a su favor, sino también el hecho de no cometer errores catastróficos en situaciones que no logramos comprender. Por tanto, no sólo se consigue ganar mucho sino también evitar perder mucho.


No estoy diciendo que la inversión en los mercados sea lo mismo que el juego, pero lo comentado en el párrafo anterior, es crucial para implementar una estrategia de inversión ganadora a todos los efectos. Los mejores inversores de todos los tiempos piensan en términos de probabilidades y no de certezas.


La inversión no se trata de predecir lo que sucederá en el futuro, sino entender el mundo en el que nos encontramos y apostar a eventos con unas elevadas probabilidades de que ocurran. Sabemos con una probabilidad considerable que las acciones tienden a aumentar su valor en el largo plazo, del mismo modo el que el ser humano es más productivo en períodos más prolongados, pero por supuesto que no invertimos en el largo plazo todo el tiempo, si no que se lo pregunten a Keynes, ya saben su célebre frase: " En el largo plazo, estamos todos muertos".


No podemos invertir siempre pensando que todo va a subir en el largo plazo, ya que nuestra historia financiera se compone de una series de corto plazo dentro del mismo largo plazo, es decir, nuestro horizonte de inversión es multitemporal. Esto nos empuja a pensar un poco más en el corto plazo (soluciones tácticas en la jerga de los gestores de fondos) y aquí es donde tratar de adivinar el futuro presenta serias dificultades, ya que en el corto plazo los movimientos del mercado se convierten en aleatorios.


Me gustaría mostraros los retornos diarios, mensuales y anuales del S&P500 durante los últimos 60 años con datos hasta diciembre de 2014 y como el horizonte temporal puede afectar en tu cartera.


                                    Fuente:Pragcap.com


Como podemos ver en el gráfico de arriba, en el muy corto plazo el mercado es completamente aleatorio con variaciones medias sobre el precio del día anterior del 0,03%. Si nos vamos a frecuencias mensuales, la desviación se incrementa hasta el 0,7% pero todavía podemos considerarla altamente aleatoria.


                                 Fuente:Pragcap.com

Si vamos a períodos más largos como pueden ser los datos anuales, podemos apreciar que que los retornos dan un salto considerable hasta casi el 13%. No cabe duda que puede tener un cierto componente aleatorio, pero con una significativa simetría positiva, es decir, que la media aritmética de los rendimientos va a ser mayor que la mediana de la muestra.

                                                 Fuente:Pragcap.com


Incrementando nuestro horizonte temporal reducimos la aleatoriedad de los rendimientos negativos del mercado, ya que lo que estás haciendo es aumentar las probabilidades de que el precio de la acción tenga una mayor correlación con los beneficios de la compañía y eso se pueda ver reflejado en el precio.


Invertir no se trata de adivinar el futuro consiste en entender como funciona el mundo que nos rodea, apostando por eventos con probabilidades elevadas de realizarse en el futuro. No se trata de no saber nada o evitar hacer pronósticos, es justo lo contrario, cuanto mayor es tu conocimiento mayor es la probabilidad de que apuestes correctamente a eventos con altas posibilidades de que ocurran.


Por supuesto que un inversor inteligente conoce sus limitaciones y tienen muy presentes conceptos como el corto y el largo plazo. Del mismo modo, entienden la aritmética del mercado y la importancia de reducir a la mínima expresión impuestos y comisiones. Para ellos, el concepto de batir al mercado tiene más bien poca importancia y saben que los mercados no son el lugar donde te puedes hacer rico. Teniendo la mitad del camino recorrido, la otra mitad se consigue aplicando tu conocimiento de un modo que resulte en una alta probabilidad de conseguir tus objetivos de rentabilidad.


En un entorno como el actual es complicado de apostar en escenarios de elevada probabilidad, quizás la mejor de la probabilidades pueda ser la liquidez o esperar esos signos que nos muestren eventos altamente probables, nunca ciertos, como pueden ser activos de renta fija de máxima calidad crediticia ya sean soberanos o corporativos. Quédense con nosotros, se presenta un año más que apasionante para quienes quieran mejorar en su inversión, very very challenging amigos, y en la vuelta al gráfico estaremos más que nunca al pie del cañon para poder ayudaros a ello.


Simplemente recordaros que Tomás García Purriños estará en estrategias de inversión este jueves 21 de enero analizando toda la actualidad de los mercados, vais a aprender de lo lindo, os lo recomiendo. Del mismo modo podéis hacernos llegar vuestras dudas y/o curiosidades a través de twitter, a mi cuenta, que podéis ver abajo o en la de Tomás ( @TomasGarcia_P).


Muchas gracias a todos.


Javier Flórez

@FlorezJav 










No hay comentarios:

Publicar un comentario