4/29/2016

Las griegas

Fuente: Portada del mítico documento sobre opciones de MEFF:
"Suba o baje la bolsa con Opciones de MEFF dormirá tranquilo".
Cuando el inversor se acerca al mundo de la opciones por primera vez suele fijarse solamente en la evolución del subyacente y por eso no termina de comprender los cambios en los precios. Muchas veces termina pensando que "le están timando" y finalmente abandona este producto, a pesar de las múltiples ventajas que podría ofrecerle (principalmente en la cobertura de posiciones, de la volatilidad y de los riesgos de cola, pero en muchas más cosas).

No es el objetivo de este post explicar las ventajas de la inversión con opciones. Para eso podría ser útil esta guía publicada por MEFF hace ya unos cuantos años, y que probablemente es el mejor documento que se ha escrito nunca como introducción a las opciones.


En este artículo desarrollaremos brevemente cuáles son los factores que influyen en el precio de las opciones, lo que se conoce como "las griegas".

Empezando por el principio

En 1973, Myron Scholes, Fisher Black y el pobre Robert Merton (que quedó fuera del nombre familiar de la fórmula) publicaron el modelo matemático para valorar el precio de una opción europea. Con los años este modelo se ha ido desarrollando para incluir los dividendos o para ampliarlo a las opciones de tipo americano.

Nos vamos a centrar en la forma sencilla del modelo para desarrollar de forma básica cuáles son los factores que influyen en el precio de la opción (en la prima).



Por lo tanto, y tal como es de esperar, uno de los factores que más influyen en la formación del precio de una opción es, lógicamente, el precio al que cotiza el subyacente.

Delta y Gamma.

La Delta mide el cambio en el precio de una opción por una unidad de cambio en el precio del subyacente.

Así, si queremos estimar el precio de una opción basados en el cambio del precio del subyacente, basta por tanto con multiplicar la delta por el cambio en el subyacente. Por ejemplo, una Delta de 0,5 supondrá que ante un incremento del precio del subyacente de 1 €, la prima de la opción subirá aproximadamente 0,5 €.

Digo aproximadamente, porque lo anterior asume una variación lineal para estimar un cambio que no es lineal. 



Por lo tanto, la relación es tan sólo una aproximación válida para cambios pequeños del subyacente.

La Gamma trata de corregir este efecto. Esta griega mide cómo cambia la Delta ante cambios del subyacente. Por ejemplo, una Gamma de 0,05 implica que un incremento de 1 € en una acción provocará un incremento de 0,05 en la Delta.


Vega.

Mide la sensibilidad del precio de la opción ante cambios en la volatilidad. Las primas de las opciones (tanto call como put) aumentan ante cambios en la volatilidad del subyacente (ceteris paribus).

Las opciones pueden ser muy sensibles ante cambios en la volatilidad, por lo tanto es algo muy a tener en cuenta para operar en estos productos.

Rho.

Mide la sensibilidad de los cambios en los tipos de interés (en concreto, del tipo de interés libre de riesgo) en el precio de las opciones. Si leemos un poco la fórmula de Black-Scholes veremos que Rho no es un factor muy importante y no afecta demasiado a los cambios en la prima de las opciones. 

La relación es positiva en las opciones call (cuando suben los tipos de interés suben las primas de las call) y negativa en las put. 



Theta.

Con el paso del tiempo el precio de las opciones pierde valor.


Theta es negativa porque la relación entre el paso del tiempo y la prima de la opción es negativa: cuanto más tiempo pasa, menor el precio de la opción. Es importante no confundir este punto de vista con el de la relación entre el tiempo hasta que expire el contrato y el precio de la opción: esta relación es positiva, cuanto menos tiempo queda para que expira el contrato, menor es la prima.



Share:

0 comentarios:

Publicar un comentario