5/18/2016

Psicología y trading

El otro día, paseando por la sección de economía de la librería de unos importantes almacenes me llevé la desagradable sorpresa de no encontrar en las estanterías ni un sólo libro de mercados financieros que valiera la pena. Es más, todos los que había eran más nocivos que explicativos. Desinforman más de lo que informan. Desenseñan. Hacen daño.

Puedes leer todo el post aquí.



Puedes leer todo el post aquí.

Tomás García-Purriños, CAIA
@tomasgarcia_p
Share:

0 comentarios:

Publicar un comentario