2/05/2016

Homer y Spock

Si tuviéramos que averiguar y decir en voz alta el resultado de la siguiente operación;
Estoy convencido de que prácticamente todos podríamos hacerlo sin apenas pensar. La respuesta es instintitiva, viene sóla a la cabeza. Es más, decir una respuesta diferente a 4 requeriría de un esfuerzo mental superior a decir tan sólo lo que nos viene a la mente de forma automática.

Sin embargo, de querer resolver un cálculo algo más complicado: 
Ahora la cosa no es tan fácil, claro. El resultado de esta operación no viene directo a la mente y requiere de un esfuerzo extra. Responder a esta pregunta requiere de pensar lento.
En su imprescindible libro "pensar rápido, pensar despacio", Daniel Kahneman (del que en tantas ocasiones hemos hablado en este blog), describe dos sistemas o dos modos en los que los seres humanos procesamos la información que recibimos. El padre de las finanzas conductuales, llama sistema 1 al más rápido, el que solemos llamar "emocional". Este sistema es intuitivo, automático, inconsciente. Por otro lado, Kahneman entiende que el sistema 2, el lento, es el que catalogaríamos como "racional". El 2 es un sistema basado en la lógica y requiere de esfuerzo.
Como los nombres de sistema 1 y 2 me parece un poco sosos y además porque soy un friki, yo los llamo sistema Homer y sistema Spock.
Lamentablemente, el sistema Homer es que el que llevamos activado por defecto para las actividades del día a día. Por ejemplo, ¿cuál de estas líneas es más larga?
Todos conocemos esta vieja trampa visual. Aunque la línea de abajo parece más larga, se trata de un efecto óptico. Ambas líneas son iguales. Sin embargo, por mucho que sepamos que son iguales, nuestra mente nos asegura que son diferentes porque se ven diferentes. Es decir, el sistema 1 (Homer) que va activado por defecto, nos asegura que son diferentes. Para poder asegurar que son distintas necesitamos un esfuerzo extra, no automático. Es decir, necesitamos a Spock.
No podemos hacer nada por evitar esto. Nuestra mente automática siempre nos diré que son imágenes diferentes. Sólo la curiosidad y nuestro espíritu crítico nos llevará a activar el sistema 2 y descubrir el error.
En resumen:

Llevar activado el sistema Homer por defecto es lo que nos hace caer en errores y en trampas mentales. Spock puede solucionar estos errores, o ayudar con ello pero no puede ni quiere evitar que Homer los cometa.

Saber que vamos a cometer estos errores es el elemento fundamental para poder solucionarlos.
Share:

0 comentarios:

Publicar un comentario